Avatar y las Hidroeléctricas Imprimir
Escrito por DPA   
Lunes 12 de Abril de 2010 00:00

James Cameron se opone a construcción de hidroeléctrica en Amazonia

avatarBrasilia,  (dpa) - El realizador estadounidense de la "supertaquillera" película "Avatar", James Cameron, participó hoy en Brasilia en una protesta que reunió a alrededor de mil personas contra el plan del gobierno brasileño de construir en la Amazonia la gigantesca central hidroeléctrica de Belo Monte.

El presidente Luiz Inacio Lula da Silva, quien se encuentra hoy en Washington para participar en la Cumbre sobre Proliferación Nuclear, reiteró en la semana pasada su disposición de construir la planta, con capacidad para generar 11.223 megavattios, pese a las protestas de indígenas y ecologistas, que aseguran que el proyecto causará graves daños sociales y ambientales.

Pese a las protestas y a la decisión de las poderosas constructoras Odebrecht y Camargo Correa de retirarse del proyecto, Lula mantiene hasta ahora para el 20 de abril la fecha prevista para el anuncio del resultado de la licitación que definirá las empresas encargadas de construir la hidroeléctrica.

Tras la desistencia de las dos compañías, la disputa se limitará a un solo consorcio, conformado por el gigante brasileño de minería Vale, por la constructora Andrade Gutiérrez y por las empresas Neoenergía y Votorantim Energía.

James Cameron"Éste es un proyecto que no le interesa al pueblo brasileño. Exigimos la cancelación de la licencia (ambiental), de la licitación y de la propuesta de Belo Monte", afirmó hoy Gilberto Cervinski, uno de los coordinadores del Movimiento de los Afectados por Presas (MAB, por sus siglas en portugués).

El grupo elevó hoy al Ministerio de Minas y Energía un manifiesto pidiendo la cancelación del proyecto de construcción de la planta, al cual agregó varios estudios de expertos que apuntan los efectos negativos de Belo Monte para el medio ambiente de la región amazónica de Xingú y para sus habitantes.

Cameron, quien sobrevoló la región del Xingú en marzo pasado, decidió sumarse al movimiento de resistencia contra el más ambicioso proyecto del Programa de Aceleración de Crecimiento (PAC) de Lula, y hoy les dijo a los manifestantes que se sintió "tocado" por el tema.

En una carta elevada a Lula da Silva, el realizador afirma que el mandatario "tiene una gran oportunidad, en su calidad de líder mundial, para tomar una actitud decisiva a corto plazo para demostrar el compromiso de Brasil" con la preservación del medio ambiente.

"Creo firmemente que ese proyecto (de Belo Monte) no debe salir adelante, y le hago un llamamiento en base a la lógica y a la compasión para evitar que progrese", agrega el mensaje de Cameron, quien realizará este martes y miércoles una visita a la región de Vuelta Grande, sobre el río Xingú, donde vive la mayoría de los pueblos indígenas y ribereños que serán afectados por el proyecto.

La planta de Belo Monte costará por lo menos 11.000 millones de dólares y, de llegar a ser construida, será la tercera más grande del planeta, superada solamente por la de Tres Gargantas, en China, y por la paraguayobrasileña Itaipú.

Según sus detractores, la construcción de la planta demandará inundar 500 kilómetros cuadrados de forestas y obligará a desplazar a poblaciones ribereñas e indígenas que sacan su supervivencia de la pesca en el río Xingú.

Líderes de los pueblos originarios que viven en esa región amenazaron con iniciar una "guerra", en caso de que el gobierno Lula insista en llevar adelante el proyecto.