Las energías renovables vuelven a superar a las convencionales Imprimir
Escrito por Administrator   
Viernes 30 de Julio de 2010 00:00

energía verdeNNUU.- En 2009, solar, eólica e hidroeléctrica sumaron más megavatios de nueva potencia instalada que gas natural, carbón y nuclear juntas. Esa es una de las muchas conclusiones que presenta Naciones Unidas en su informe Tendencias Globales de las Energías Limpias 2009, documento que revela que, el año pasado, las renovables sumaron el 60% de la nueva potencia instalada en Europa y más del 50% en los Estados Unidos.

 

El Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) y el Renewable Energy Policy Network for the 21st Century (REN21) han publicado sendos informes sobre lo que ha sido el año 2009 para las energías renovables. El primer estudio (Global Trends in Sustainable Energy Investment 2010) hace balance de las inversiones y los logros (en potencia instalada). El segundo (Renewables 2010. Global Status Report) analiza los diferentes marcos políticos de fomento de las renovables. Pues bien, según ambos estudios, en 2009 fueron instalados en el mundo más megavatios renovables que convencionales, lo que sucede por segunda vez en la historia. El primer año en que la potencia renovable instalada fue más que la convencional fue 2008. Según Tendencias Globales de las Energías Limpias 2009, en 2010 las renovables volverán a ganar la partida.

Apesar de esa tendencia (las renovables ratifican el adelantamiento), el sector de las energías limpias ha visto decrecer un 7% la inversión en 2009, año durante el cual recibió 162.000 millones de dólares. Es más, según el informe, varios sub-sectores experimentaron reducciones significativas de la inversión, sobre todo el solar fotovoltaico y el de los biocombustibles. Sin embargo, hubo un récord de inversiones en energía eólica. En total, en todo el mundo se han sumado al parque renovable 80.000 nuevos megavatios de potencia: 31.000 MW de hidroeléctrica y 48.000 de potencia no hidroeléctrica.

China ha sido el país en el que la potencia renovable más ha crecido (37.000 nuevos megavatios) y ha sobrepasado a Estados Unidos en cuanto a inversión. Según Tendencias Globales, otra región en la que la inversión ha sido muy importante ha sido el Mar del Norte, gracias al fuerte tirón de la eólica marina. Asimismo, el almacenamiento de energía y el vehículo eléctrico se han convertido en los dos ítems estrella en cuanto a la inversión tecnológica. Los países con políticas activas de fomento de las renovables se han duplicado desde 2005, cuando eran solo 55, hasta los más de cien –la mitad, países en vías de desarrollo- que promueven hoy la instalación de energías limpias.

La cuarta parte de la potencia eléctrica

En 2009, las renovables representaron el 25% del total de la potencia eléctrica instalada en todo el mundo (1.230 GW de los 4.800 GW, que incluirían carbón, gas natural y energía nuclear). Además, las energías limpias representaron el 18% de la producción global de energía. Por tecnologías, tanto la eólica como la solar fotovoltaica (FV) han alcanzado números de récord: 38 GW eólicos y siete fotovoltaicos, si bien en este último sector, las inversiones han bajado con respecto a 2008.

Por primera vez, las inversiones en energía limpia procedentes del sector privado en Asia y Oceanía alcanzaron los 40.000 millones de dólares en 2009, excediendo las inversiones en las Américas (32.300 millones de dólares). Según los informes, después del débil arranque del primer trimestre del año, atribuido a la crisis financiera, las inversiones en energías sostenibles subieron en los tres últimos trimestres del año 2009.

Las nuevas inversiones de 2009 –162.000 millones de dólares–, que representaron el segundo récord (2008 fue el primero) anual, casi cuadruplican la suma invertida en 2004. Esos 162.000 millones de dólares han añadido aproximadamente 50.000 MW de potencia renovable en todo el mundo (hidroeléctrica no incluida), lo cual representa un salto importante desde los 40.000 MW de 2008.

Según Tendencias Globales, “el sector de las energías verdes ha aguantado la crisis económica mejor de lo que muchos esperaban”. Desde 2005 y hasta finales de 2009, el ratio anual de crecimiento en potencia eólica fue del 27%; del 21% para el ACS solar; 20% para el bioetanol; 51% para el biodiesel. El uso de la biomasa y la geotermia eléctricas y para calor también crecieron fuertemente.

Eólica

La eólica acogió más inversiones en 2009 que en 2008: 59.000 millones de dólares en 2008 (45% de todas la inversiones en energías renovables), 67.000 millones (56%) en 2009. Los tres países que más potencia añadieron a su parque eólico fueron China (13,8 GW), Estados Unidos (10 GW) y España (2,5). En total, en todo el mundo, 38 GW. Además, mientras en los noventa la eólica se hallaba presente en apenas un puñado de países, actualmente existe en más de 80.

Fotovoltaica

En cuanto a la solar, las inversiones globales (solar FV) alcanzaron el récord de 40.000 millones de dólares en 2009. El parque eléctrico solar ha crecido a una media del 60% cada año durante la pasada década, desde los 0,2 GW a principios de 2000 hasta los 21 GW a finales de 2009. Las inversiones en fabricación cayeron un 27% durante el año, hasta los 24.000 millones de dólares.

La caída se debe, según Global Trends, a varios factores: caída de precios, repentina sobre producción de productos fotovoltaicos, cautelas en parte de los inversores hacia algunas jóvenes empresas solares, recorte de la financiación bancaria para proyectos en Europa y Norteamérica y una congelación temporal de los permisos para instalar nueva potencia en España, que fue el mercado solar más activo del mundo en 2008.

A pesar de todo, la FV volvió a batir su mejor registro, instalando hasta siete gigavatios (7.000 MW) en 2009. Alemania fue el mayor mercado del mundo, con 3,8 GW nuevos, más de la mitad de lo instalado en todo el mundo. Otros mercados importantes fueron Italia, Japón, Estados Unidos, República Checa y Bélgica. El precio del vatio fotovoltaica cayó entre un 50 y un 60%, según algunas estimaciones, desde los 3,50 dólares por vatio a mediados de 2008 hasta rozar los dos dólares por vatio.

En 2009, China fue el principal suministrador de productos FV del mundo, con un 40% de la cuota; produjo el 25% de las turbinas eólicas (10% en 2007) y el 77% de los captadores solares de agua caliente sanitaria. Actualmente se estima que setenta millones de hogares emplean energía solar térmica parar calentar agua en todo el mundo.

Bioenergía

La biomasa y la valorización energética de los residuos ganaron un puesto y se colocaron en tercer lugar, entre las renovables, en cuanto a inversiones. En 2009, las inversiones ejecutadas en esos sectores alcanzaron los 11.000 millones (9.000 en 2008). Los biocombustibles perdieron ese tercer puesto para quedarse en el cuarto: 7.000 millones de dólares de inversión (18.000 en 2008). Los biocombustibles han desplazado energía equivalente al 8% del consumo de gasolina global, según Tendencias Globales.

Sendos informes aseguran que están apareciendo muchos nuevos productores de biocombustibles en países como Argentina, Brasil, Colombia, Ecuador, y Perú, donde también están creciendo otras muchas tecnologías renovables. Eso sí, las inversiones en fábricas de producción de biocombustibles cayeron en 2009. Además, no toda la capacidad de producción fue explotada ese año ni en Europa, ni en Estados Unidos. La industria del bioetanol brasileño también ha atravesado problemas, y no ha experimentado crecimiento a pesar de los planes de expansión previstos. La geotermia ha sufrido una caída del 29% de la inversión, hasta los dos mil millones, en 2009.

Apoyo público

Según el Pnuma y REN21, actualmente más de cien países han articulado algún tipo de política de objetivos o de promoción de energías renovables en todo el mundo, por solo 55 en 2005. Muchos de los objetivos establecidos en los últimos tres años por esas políticas abogan por lograr cuotas de electricidad renovable de entre el 15 y el 25% en 2020. La mayoría de los países han adoptado más de una medida política de promoción de renovables, y hay una amplia gama de políticas que están siendo puestas en marcha a escala local, provincial, regional y nacional, según ambos informes.

Como resultado del vigor empresarial y de la benevolencia de esos marcos, los mercados de las renovables están creciendo rápidamente en países como Argentina, Costa Rica, Egipto, Indonesia, Kenya, Tanzania, Tailandia, Túnez y Uruguay, “por mencionar solo algunos ejemplos”. Al menos veinte países de Oriente Medio, el norte de África y el África subsahariana tienen mercados activos de energías renovables, añade el informe. Fuera de Europa y Estados Unidos, otros países desarrollados, como Australia, Canadá y Japón están apostando por diversificar sus mix energéticos. Así las cosas, en todo el mundo, las renovables emplean aproximadamente a tres millones de personas directamente, cerca de la mitad de ellos en la industria de los biocombustibles, según Global Trends.

Los fabricantes líderes están dejando Europa y marchando rumbo a Asia, a países como China, India y Corea del Sur a continuar incrementando su apuesta por las energías renovables. Tanto en Europa como fuera, el sector público –bancos como el European Investment Bank y Germany’s KfW– está asumiendo un rol expansivo. El crecimiento de los flujos de capital público que llegan a los países en vías de desarrollo también es considerable: dos millones de dólares en 2008; cinco, en 2009. Los principales proveedores son el Banco Mundial, Germany’s KfW, el Inter-American Development Bank, y el Asian Development Bank. Además, docenas de otras agencias de desarrollo proveen crecientes cantidades de capital, préstamos y asistencia técnica, concluye el informe.