Accidente extremo en la Planta Hidroeléctrica Rusa mas grande Imprimir
Escrito por La Gota   
Jueves 20 de Agosto de 2009 00:00

Explota la mayor hidroeléctrica Rusa

Accidente PH rusaCheriómushki (Rusia), El vocero de la oficina de protección contra catástrofes en la ciudad de Krasnoyarsk, en Rusia, ciudad aledaña a la represa, afirmó que "un muro y parte del tejado de la planta se vinieron abajo, lo que obligó a frenar la producción de electricidad que suministra principalmente a una central de aluminio cercana".

Por su parte, El portavoz de los equipos de investigación dijo que el incidente se registró esta mañana al explotar un transformador en una sala de máquinas, lo que produjo la inundación de la sala de turbinas de la planta de la Sayano Shushenskaya, en el sur de Liberia. Además, once personas murieron y otras 25 resultaron heridas.

"El hierro lo repararemos, pero no recuperaremos a la gente", afirmó hoy el primer ministro ruso, Vladímir Putin, tras visitar la hidroeléctrica Sayano-Shúshenskaya, escenario el pasado lunes de uno de los accidentes industriales más graves en la historia de la Rusia postsoviética.

hidroeléctrica de Sayano-Shúshenskaya antes dañosSegún los últimos datos oficiales, al menos 26 personas han muerto y otras 49 permanecen desaparecidas a causa del accidente, que inutilizó tres de las diez unidades generadoras de la planta, la mayor de Rusia y una de las más potentes de mundo.

El accidente en la hidroeléctrica, ocurrido el lunes pasado, 17 de agosto, ocasionó 17 muertos y 58 desaparecidos. El segundo grupo generador fue destruido por un chorro de agua y las turbinas séptima y novena sufrieron graves daños. Los grupos generadores tercer, cuarto y quinto quedaron sepultados bajo los escombros. En las operaciones de búsqueda y recuperación participan más de 1.000 hombres.

Puesta en marcha en 1978, la hidroelectrica Sayano-Shushenskaya, ubicada en el curso alto del Yenisei al sur de Siberia, es la más potente de Rusia y una de las mayores del mundo. La altura de su presa mide 245 metros y la longitud de coronamiento, 1.066 m. Diez grupos generadores de 640 MW cada uno producen 22,8 mil millones de kilovatios hora al año.

Daños y pánico entre los habitantes

Según Vladímir Markin, jefe del comité de investigación de la Fiscalía, "debido a la explosión de un transformador de aceite se vinieron abajo el techo y las paredes de la sala de máquinas, donde se encuentran las turbinas, tras lo que ésta comenzó a llenarse de agua". Los equipos de rescate han conseguido frenar la entrada de agua en la sala de máquinas y continúa la búsqueda de los desaparecidos.

Según la administración de la central, no se observan "daños visibles en la presa", de 245 metros de altura, 1.066 metros de longitud y de 110 metros de grosor en su base. Al respecto, el ministro de Situaciones de Emergencia, Serguéi Shoigu, aseguró que no hay peligro de destrucción de la presa e inundación de localidades situadas curso abajo.

No obstante, el accidente en la central ha causado cierto pánico en los habitantes de las localidades próximas, que temen una inundación. En cualquier caso, según las agencias rusas, las autoridades no se plantean la evacuación de la localidad de Sayanogorsk, de 60.000 habitantes, que se encuentra a unos 35 kilómetros de la central.

Shoigu declaró, asimismo, que la reparación de los daños por la avería, que dejó fuera de servicio tres de los diez generadores, puede llevar varios años. Con todo, admitió que la valoración definitiva sólo será posible después del análisis de expertos, y adelantó que "respecto a los tres generadores, los trabajos durarán meses y hasta, quizás, años". El río Yeniséi, que tiene en torno a los 4.000 kilómetros de largo, desemboca en el océano glacial Ártico y es uno de los ríos más caudalosos del planeta.

La propietaria de la Sayano-Shúshinskaya, RusHydro, había anunciado una indemnización de un millón de rublos por cada empleado fallecido, pero el jefe del Gobierno manifestó hoy que las compensaciones deben extenderse también a los familiares de los desaparecidos.

"RusHydro y las autoridades de Jakasia (república siberiana donde está situada la planta), con el respaldo del Gobierno federal, deben adoptar todas las medidas para garantizar el empleo durante el período de reparaciones de la central", dijo el primer ministro, citado por la agencia oficial RIA-Nóvosti.

Subrayó que es necesario elaborar un plan claro para reparar la planta, tarea que encomendó a RusHydro y al Ministerio de Energía.

"El plan debe ser elaborado y presentado a la comisión gubernamental en el curso de seis semanas", agregó Putin.

El jefe del Ejecutivo ordenó asimismo elaborar un proyecto de una disposición gubernamental para regulación estatal de los precios de la energía eléctrica en el mercado mayorista.

"Esta disposición se deberá aplicar cuando no haya competencia, en condiciones de déficit de energía eléctrica o en casos de fuerza mayor", explicó.

Las eléctricas han anunciado aumentos de las tarifas tras el accidente en la Sayano-Shuishénskaya.

La víspera, el presidente de Rusia, Dmitri Medvédev, encargó a Putin que le informe en un plazo de dos semanas de las causas del accidente.

Según la oficina de prensa de Presidencia, Medvédev impartió instrucciones al jefe del Gobierno de tomar las decisiones necesarias para el pago de las compensaciones a los familiares de las víctimas.

El jefe del Kremlin también le encargó a Putin que adopte medidas a fin de evitar el incremento de los precios de la energía eléctrica tras el accidente en planta, situada en el curso del Yeniséi, uno de los grandes ríos siberianos.

El accidente fue descrito por el ministro de Energía, Serguéi Shmatkó, como "el más grande y misterioso de la historia de la energía hidrológica".

Smatkó cifró en más de mil millones de dólares el dinero necesario para reparar la sala de máquinas.

Como causas del accidente las autoridades barajan un aumento de la presión en los conductos de agua provocado por un fallo durante unas obras de reparación de la central, inaugurada en 1978.

La administración de la Sayano-Shúshenskaya ha asegurado que no se observan "daños visibles en la presa", de 245 metros de altura, 1.066 metros de longitud y 110 metros de grosor en su base.